Francés

Receta de Pissaladière: La Pizza de Niza

La pissaladière es una pizza o tarta de cebolla que se puede servir de entrante o plato principal y es igual de deliciosa servida caliente o fría. El secreto es pochar las cebollas a fuego lento hasta que estén muy blandas, caramelizadas. Para hacer esta receta de  pissaladière vegana, reemplacé las anchoas tradicionales por pimientos del piquillo asados y alcaparras.

La pissaladière es una pizza o tarta de cebolla que se puede servir de entrante o plato principal y es igual de deliciosa servida caliente o fría. El secreto es pochar las cebollas a fuego lento hasta que estén muy blandas, caramelizadas. Para hacer esta receta de pissaladière vegana, reemplacé las anchoas tradicionales por pimientos del piquillo asados y alcaparras.

No me podía creer la cara de mi marido cuando le expliqué esta receta de pissaladière vegetariana, pensó que era la cosa más extraña del mundo. “Pizza de cebolla? No es demasiado dulce? No sabe demasiado a . . . cebolla?” me dijo.

Yo no entendí su duda; la pissaladière es otro ejemplo de cómo ingredientes simples pueden convertirse en algo magnifico si les das un poco de tiempo.

La pissaladière es una pizza o tarta de cebolla que se puede servir de entrante o plato principal y es igual de deliciosa servida caliente o fría. El secreto es pochar las cebollas a fuego lento hasta que estén muy blandas, caramelizadas. Para hacer esta receta de pissaladière vegana, reemplacé las anchoas tradicionales por pimientos del piquillo asados y alcaparras.

La pissaladière fue inventada, o así cuenta la historia, como una manera para los panaderos de aprovechar la masa que sobraba del día. Es por eso que la masa es más espesa y blanda que la masa de pizza tradicional.

También se traduce en que la pissaladière se mantiene fresca durante unos días en la nevera y no se endurece hasta una textura imposible de hincarle el diente.

La otra diferencia entre esta pizza francesa y la pizza italiana es la ausencia de salsa de tomate. En cambio, el foco apunta a las cebollas dulces que tienen que estar pochadas de 45 minutos a una hora.

La pissaladière es una pizza o tarta de cebolla que se puede servir de entrante o plato principal y es igual de deliciosa servida caliente o fría. El secreto es pochar las cebollas a fuego lento hasta que estén muy blandas, caramelizadas. Para hacer esta receta de pissaladière vegana, reemplacé las anchoas tradicionales por pimientos del piquillo asados y alcaparras.

Así que esta no es una de mis recetas rápidas de 15 minutos, pero es muy fácil de hacer. Simplemente cortar un montón de cebollas, intentar no llorar, echarlas en una sartén y dejarlas. Sírvete un vino y relájate en el sofá mientras tus cebollas se caramelizan.

Una vez las cebollas estén listas, untarlas sobre la base, colocar los pimientos de forma entrecruzada y decorar con aceitunas y alcaparras. Hornear y listo!

Ya que es invierno, serví mi pissaladière con una crema de calabaza parecida a esta receta de Minimalist Baker.

La pissaladière es una pizza o tarta de cebolla que se puede servir de entrante o plato principal y es igual de deliciosa servida caliente o fría. El secreto es pochar las cebollas a fuego lento hasta que estén muy blandas, caramelizadas. Para hacer esta receta de pissaladière vegana, reemplacé las anchoas tradicionales por pimientos del piquillo asados y alcaparras.

En verano una sopa de verduras frescas como esta soupe au pistou o una ensalada sencilla y deliciosa como esta ensalada nizarda, pueden ser un buen acompañamiento para esta receta de pissaladière vegetariana.

Receta de Pissaladière: La Pizza de Niza

La pissaladière es una pizza o tarta de cebolla que se puede servir de entrante o plato principal y es igual de deliciosa servida caliente o fría.
Preparación15 min
Cocción1 h 15 min
Masa30 min
Total2 h
Categoría: Entrante, Plato Principal
Cocina: Francesa
Palabra Clave: Vegana
Raciones: 8
Calorías: 343kcal
Autor: Cilantro & Citronella

Ingredientes

Para la masa

  • 360 gramos de harina común
  • 1 cucharadas de sal
  • 1 ¼ cucharaditas de levadura deshidratada de panadería
  • 240 ml de agua tibia
  • 60 ml de aceite de oliva

Para la pissaladière

  • 2 cucharadas de aceite de oliva
  • 1 kilo de cebollas cortadas
  • ½ cucharadita de sal
  • Unas ramitas de tomillo fresco sólo hojas, o ¼ cucharadita de tomillo seco
  • Medio bote de pimientos del piquillo cortados a tiras
  • 25 - 30 aceitunas negras
  • 1 cucharada de alcaparras

Instrucciones

  • Combinar la harina, sal y levadura en un bol. Combinar el agua y aceite de oliva en otro bol y lentamente añadir al primer bol, removiendo con una cucharada de madera. Cuando la masa forme una pelota, salpicar tu encimera con harina y amasar de 8 a 10 minutos hasta que obtengas una masa suave y elástica. Si la masa se pega mucho a la encimera, puedes añadir un poquito más de harina. Engrasar un bol ligeramente con un poquito de aceite de oliva y colocar la masa dentro. Tapar con un paño de cocina húmedo. Dejar la masa crecer durante una hora.
  • Mientras tanto calentar una sartén grande a fuego medio y añadir el aceite, las cebollas, tomillo y sal. Pochar durante 30 minutos, luego reducir el fuego a medio-lento y seguir pochando, removiendo de vez en cuando, unos 30 minutos más hasta que las cebollas estén muy blandas y doradas. Retirar del fuego y dejar enfriar un poco.
  • Estirar la masa encima de papel de horno en forma de rectángulo grande, del tamaño de tu bandeja para hornear. Cubrir con un paño de cocina húmedo y dejar crecer 30 minutos. Precalentar el horno a 225°C.
  • Destapar la masa y untar con las cebollas. Entrecruzar los pimientos encima y añadir aceitunas y alcaparras. Rociar ligeramente con aceite de oliva y hornear de 15 a 20 minutos o hasta que la base esté dorada.

No Comments

Leave a Reply

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.